jueves, 11 de febrero de 2016

Crisco, un lubricante natural y con alma


Ayer en una sesión me trajeron de regalo esto que podéis ver en la foto. Para los aficionados al fist, es mas que conocido, se trata de un lubricante natural para hacer fist. Es todo un clásico, conserva su diseño original de los años 50, y desde entonces fue metiendo en el mundo del fist. Tiempo después empezaron a usarse otros lubricantes tipo J-Lube (es un lubricante sintético usado en veterinaria) y como no empezaron a comercializarse lubricantes espceciales para el fist como Eros fisting gel (una base de silicona al agua), Lubrifist del DR Waynberg. Pero el inconveniente que tienen todos ellos para mi es que son químicos mientras Crisco, es natural, además genera una capa protectora sobre el intestino. Salud aparte, mi segundo preferido es J-Lube. Otra ventaja del Crisco es que no evapora, tal y como si hacen los lubricantes al agua, por lo cual genera un mayor deslizamiento. Otra ventaja es que se limpia mejor tanto del guante, como de la persona fisteada, como del suelo. Con jabón de lavavajillas simplemente se va, ya que se trata de grasa natural. 

Aquí os voy a comentar algunas curiosidades sobre el Crisco

-Su nombre Crisco, viene de "crystallized cottonseed oil", el primer nombre fue “Cryst” pero se retiró por temas religiosos. Asi que realmente seria Crysco

-Es la primera “margarina” vegetal que aparece en el mundo en 1910

- La compañía que produjo el Crisco, a lo largo de su historia estuvo relacionada con dos nombres sexuales. La misma compañía lanzo en 1976 un producto llamado Puritan Oil (aceite para puritanos), que no era otra cosa que la margarina de aceite de girasol, una gama diferente a Crisco. Posterior mente esta compañía se fusionaría con J.M. Smuker ¿no suena a sucker?. 

-Además de para untarla en tostadas, la usan para untar la encimera para que no se pegue el fundant, precisamente por la cualidad que nos interesa a nosotros de deslizante. También para untar los cuchillos antes de cortar pasta. 

-Se ha usado además de para el fist, para lubricación en relaciones anales. 

-Fue uno de los iconos gay en EEUU, hasta tal punto de crear una discoteca con su nombre (que nada tenía que ver con el fist), y camisetas, tazas y otro tipo de merchandaising. 

-En las primeras décadas del siglo XX se le llamó “vaselina del callejón”. Porque se podía llevar encima, y si te pillaba la policía podías argumentar que era un ingrediente de cocina. Recordemos que el colectivo LGTB estuvo perseguido durante muchos años (siglos) en EEUU.

-La primera publicación donde encontramos el uso del Crisco como lubricante es de 1977, en An Intimate Guide for Gay Men to the Pleasures of a Gay Lifestyle, Charles Sil-verstein dice  “la manteca vegetal Crisco puede ser el mejor lubricante, ya que no solo es grasa, sino que además es digerible por el cuerpo”. En 1978 se ganó una entrada en R. D. Fenwick, The Advocate Guide to Gay Health (Los Angeles: Alyson Publications, 1978) como lubricante saludable y recomendable. 

-Durante la década de los 80, fue cuando se fue relegando al terreno del fist. Había aparecido el SIDA y Crisco es incompatible con los condones. Tal y como podemos leer a Douglas Crimp en Mourning and Militancy (October, Vol. 51. (Winter, 1989), 11) “El sexo estaba en todas partes para nosotros, y todo lo que quería de riesgo: la lluvia dorada y deportes acuáticos, mamar y beso negro, follar y el puño. Ahora nuestros impulsos salvajes están prohibidos, ya sea eliminados de una vez o protegidos de nosotros por el látex. Incluso Crisco, el lubricante se utilizó porque era comestible, actualmente está prohibido porque de-grada  el caucho”. 

-Fue un símbolo de rebeldía para las personas vegetarianas, pues fue uno de los primeros productos vegetales que sustituían a los animales, tal y como es la manteca de cerdo. Igualmente fue recibido con alegría por judíos y musulmanes. 

Podemos ver por todo ello como Crisco, no es solo un lubricante, es un lubricante que ha impregnado la última parte de la historia, revolucionó las cocinas, pero también acompaño a todos los gays y lesbianas en su clan-destinidad, es un símbolo de rebeldía. Además es un lubricante saludable, y con una cualidad única para deslizar la mano. ¿Ahora comprendes por-que a mi me gusta el Crisco?

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por tus comentarios. Son ladrillos que ayudan a construir el blog y me animan a seguir haciéndolo mas grande. Tus comentarios alimentan el blog.